Mercado de Tlalpan: un enigmático lugar de la época porfiriana

clasificación

Mercados y bazares, Comercios centenarios

Horario

Lun
09:00-17:00
Mar
09:00-17:00
Mié
09:00-17:00
Jue
09:00-17:00
Vie
09:00-17:00
Sáb
09:00-17:00
Hoy
09:00-17:00

Cómo llegar

Esquina José María Morelos, Calle Francisco I. Madero, Tlalpan Centro, 14000 Ciudad de México, CDMX 14000, Tlalpan

En detalle

Un mercado que guarda gran parte de nuestra historia y legado cultural...

 

La Ciudad de México y sus alrededores se han transformado con el transcurso de los años. A pesar de ello, resulta fascinante asegurar que todavía hay lugares que parecen no haber sido tocados por el tiempo y conservan la esencia, las costumbres y los inmuebles de la época en la que fueron construidos.

Uno de esos sitios es por supuesto el Centro de Tlalpan, una plaza sureña de otra época que está rodeada por una iglesia del siglo XVI llamada San Agustín, por un Palacio Municipal (hecho por el famoso arquitecto Antonio Rivas Mercado) y por un interesante mercado que aún cuenta con sus características originales.

A este sensacional lugar se le conoce como el Mercado de la Paz, y es uno de los más antiguos de la capital mexicana. Su construcción, hecha a base de piedra roja, empezó en 1898, y su inauguración se llevó a cabo un 20 noviembre de 1900; el listón lo cortó el mismísimo Porfirio Díaz, quien se paró frente a la hermosa fachada que está en pie hoy y celebró la llegada de este lugar a la capital.

A pesar de todos los cambios que han pasado, el Mercado de la Paz tiene el piso negro de los primeros días, unas columnas de cantera preciosas y 161 puestos atendidos por familias que han permanecido en este lugar al menos cuatro décadas, y si uno se acerca estas personas le pueden contar historias asombrosas de la Ciudad de México.

En sus locales, se ofrecen los colores y los olores más clásicos que viven en los comercios folclóricos de la capital mexicana. Además, en el Mercado de la Paz se puede degustar lo mejor de la gastronomía nacional en las fondas y puestitos que hay en su interior. Comida hecha por manos expertas que conocen de memoria las recetas más emblemáticas de México y las preparan como nadie.

Visitar el Mercado de la Paz, es una oportunidad estupenda para disfrutar de uno de lugares más hermosos e históricos que hay en la capital mexicana. También es la posibilidad de apoyar el consumo local, una acción necesaria en estos tiempos de incertidumbre.

Fotos MXCity

Otros usuarios también vieron

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de uso de CDMXTravel.com. Más información.